jueves, 27 de septiembre de 2012

Crónica de Berwick Film & Media Arts Festival

El pack de todo buen invitado a un festival
Cuando uno está en un festival, todo ocurre muy deprisa, a tal hora tienes que estar aquí, a tal hora allá, haz la presentación, asiste a proyecciones, conoce gente, visita el pueblo... Pero cuando todo termina, te sientes vacío, y sientes nostalgia porque nunca más se repetirá ese momento, habrá otros festivales, pero cada uno es único y deja una huella para siempre.

Y Berwick fue uno de ellos. 

Con el tiempo justo, después de coger dos aviones, un autobús y un tren donde el revisor pedía los billetes cantando, conseguí llegar a la estación de Berwick-upon-Tweed, en Northumberland, al Norte de Inglaterra y cerca de Escocia. Una población que, según la wikipedia, está en guerra con Rusia. Sólo por eso ya merece la pena venir a un sitio como este.

En la estación me esperaban Alison Hope y Carolina Knight, mi intérprete de español, que me acompañaría al Maltings Theatre, donde se proyectaría mi película. ¡Qué nervios! Al menos el paseo hablando en español con Carolina me tranquilizó.

Presentación de "Le Futur"


En el teatro conocí a Melanie Iredale y Huw Davies, directora y presidente del festival, respectivamente. Y allí me enteré de que mi cortometraje había sido seleccionado entre 300 y 400 propuestas de todo el mundo para homenajear 'La Jetée' de Chris Marker. ¡Alucinante!

Durante la presentación pregunté al público si era la primera vez que verían "La Jetée". Qué suerte tenían de ver por primera vez la película de Chris Marker en 35 mm.

La sala tenía una buena entrada, y acogió el cortometraje con entusiasmo, riéndose en las escenas más cómicas. Eso tranquiliza mucho, lo malo es que no se rieran o, peor, que se rieran donde no debían. Pero todo fue muy bien.


Mark Cousins, Benjamín Villaverde, Matt McCormick y Huw Davies




Durante la noche, en el bar del teatro, conocí a otros artistas invitados, como Amanda Belantara, una artista japonesa que tenía una instalación multimedia en el ayuntamiento. O a Mark Cousins, famoso en Reino Unido por sus documentales sobre la historia del cine.

El día siguiente lo aproveché para recorrer las instalaciones que había en todo el pueblo, además del propio pueblo, claro.
Berwick-upon-Tweed
Y tras las despedidas, a Edimburgo y al aeropuerto, donde tuve que pasar la noche para coger el primer avión a Londres.

Como decía al principio, una vez que se termina un festival, sientes nostalgia por gente que no sabes si volverás a ver. Habrá que seguir haciendo películas para que esto no se acabe.

Os dejo fotografías en mi álbum de Picasa:

Fotos de Berwick Film & Media Arts Festival

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Google+ Badge